Alrededor de 300 miembros de la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos atendieron el llamado a ser el guardián de su hermano en Minot después de la inundación que dañó muchas casas. Hasta ahora, los mormones han ayudado instalar 200 casas, y 600 familias han solicitado su ayuda. Su servicio desinteresado fue especialmente útil para las personas que de otra manera tenían que contratar a contratistas que cobraban entre $ 8.000 y $ 20.000 por el mismo servicio.

ayuda-humanitaria-diezmo-mormon

Estos voluntarios, quienes todos llevan camisetas amarillas las cuales los identifican, hacen un viaje de siete horas de Winnepeg y duermen en tiendas de campamento en el jardín del frente de la Iglesia Mormona Minot mientras trabajan en las casas. Ellos proporcionan sus propios alimentos y suministros. Sus doce horas de trabajo al día comienza a las 6:30 am. Ellos han hecho un progreso increíble y continuarán con su trabajo durante muchas semanas por venir.

El servicio es una parte integral de la fe mormona. Muchos miembros de todo el mundo salen de su lugar habitual para ayudar a los demás mediante la preparación de kits de higiene para las zonas pobres, la recolección de alimentos enlatados y útiles escolares para los que no tienen acceso a alimentos nutritivos y materiales educativos, y ayudar con proyectos de construcción en áreas que han sido afectadas por desastres naturales.

Derechos de autor © 2016 Mormonismo. Todos los derechos reservados.
Este sitio web no es propiedad ni está afiliada a La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días (algunas veces llamada la Iglesia Mormona o Iglesia SUD). Las opiniones aquí expresadas no representan necesariamente la posición de la Iglesia. Las opiniones expresadas por los usuarios individuales son de responsabilidad de los usuarios y no representan necesariamente la posición de la Iglesia. Para visitar las páginas oficiales de la Iglesia, sírvase visitar LDS.org o Mormon.org.